¿Cuáles son los cuidados del bonsái de Ligustrum?

publicado en: General, Cuidados | 0

Bonsái de Ligustrum

Imagen – Flickr/cliff1066™

¿Te acabas de hacer con un bonsái de Ligustrum? Entonces déjame darte la enhorabuena: pocos árboles son tan fáciles de trabajar como bonsái como este, el aligustre. Al adeudar las hojas más bien pequeñas y al tolerar bastante bien la poda, disfrutar de él es muy sencillo.

De todas maneras, no hay que dejar de lado que lo que tienes es una apostura que depende de ti para todo, pues su maceta es de un tamaño reducido y, por consiguiente, la cantidad de sustrato que hay está muy limitada. Por eso, a continuación te voy a explicar cuáles son sus cuidados.

¿Cómo es el Ligustrum?

Ligustrum como seto

Imagen – Arizona State University

Antes de nada, y como siempre, te voy a hablar del árbol en sí para que sepas cómo puede reaccionar al cultivarlo como bonsái. Bien, pues el Ligustrum es un índole compuesto por una quincuagena de especies de arbustos y árboles nativos de Europa, norte de África y Asia. Dependiendo de la especie, pueden ser perennifolios, semi-perennifolios o caducifolios.

Pueden abarcar gloria comprendidas entre los 5 y los 20 metros, con copas densamente pobladas por hojas simples y verdes. Las flores se agrupan en panículos en primavera, y son de color blanco. Y el fruto es una drupa pequeña de color oscuro (púrpura-negruzca) venenoso para humanos.

¿Cuáles son sus cuidados como bonsái?

Bonsái de Ligustrum

Imagen – Flickr/ragesoss

Ahora sí, vamos a ver cómo se cuida si se trabaja el Ligustrum como bonsái:

  • Ubicación: ha de estar en el exterior, a pleno sol o en semisombra.
  • Tierra: akadama mezclada con un 30% de kiryuzuna.
  • Riego: 4-5 veces por semana en verano, y cada 5-6 días el resto.
  • Abonado: desde comienzos de primavera aun finales del verano con un abono específico para bonsáis.
  • Estilo: derecho formal, derecho informal, azotado por el viento. Más información sobre estilos aquí.
  • Poda: la poda de formación se hace a finales de invierno, quitando las ramas que se sobresalgan del estilo que se ha animoso previamente, así como las que se entrecrucen y las que crezcan cerca de ti. La poda de mantenimiento (pinzado) se puede hacer en cualquier época del año.
  • Trasplante: cada 1-2 años, a finales de invierno.
  • Multiplicación: por semillas en primavera o esquejes en verano.
  • Rusticidad: resiste bien aun los -10ºC.

Espero que disfrutes mucho con tu aligustre 🙂 .

Source link

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *